No traigo un Yo de repuesto ni Recetas Salvavidas /Solo un Crónico lanzarme al Vacío

jueves, 28 de febrero de 2013

Otra vez

Acabo de despachar las hijas al cole. Uniforme, muffins de merienda, botellita de agua, café con leche de almendras de desayuno; jugo no porque las naranjas están feas. 
Anoche después de mucho revolver, finalmente aparecieron algunos pares de medias coincidentes. Y también anoche, se pusieron las dos a armar las carpetas del año pasado, con las mismas carátulas, los mismos ganchos y hojas nuevas. Así de resignadas están. Por un lado me da un poco de culpa porque sé cuanto no se privan de ostentar algunas criaturas en el cole todas las maravillosas cosas nuevas se compraron. Por el otro, sé que no voy a poder estar de acuerdo jamás con el despilfarro y la compra injustificada. Y a esta altura de mi vida como madre de hijos escolarizados, y son varios años, ya me di cuenta de que la mayoría de las compras escolares son completamente innecesarias. 
Ya sé que la semana que viene van a empezar las listitas con los libros de este año, y los mapas para geografía, y otras cosas más de las cuales no se puede zafar. Pero me ocuparé llegado el momento.
En un punto lo que me pasa es que no logró conciliar mi ritmo interno con el ritmo del Ministerio de Educación. Bueno, con el ministerio hay muchas cosas más que no logro conciliar, pero en fin...Me parece demasiado ayer que era diciembre y estábamos revoleando los zapatos y empezando a vivir en ojotas. Ese cansancio que me generó el fin de año, las visitas, el calor, empezar enero agotada, tejer sin parar para el showroom pero después llega febrero y las zarzamoras....no sé donde quedó todo eso. Sin darme cuenta desapareció y ahora no es más que otro verano para ser recordado en fotos y anécdotas. 
Y entonces me acuerdo de mi infancia, cuando miraba a ese futuro que me mostraban los grandes, lleno de horarios, importancias de traje y corbata, algo horrible que se llamaba findemés, compras obligadas, vacaciones estipuladas milimétricamente, y demases, y ya me decía yo, eso no puede ser la vida. Y sin embargo resulta que ahora, con un escenario un poco distinto, estoy haciendo casi lo mismo. De alguna manera caí en la misma trampa. La sensación predominante es que el colegio de mis hijas rige toda nuestra vida. Y no podemos salirnos del girar de esa rueda. Por ahora...



26 comentarios:

  1. Que bueno que encontraste medias!!!!!
    Que fiaca me daría saber que tengo que dejar la ojota para ponerme medias y zapatos!
    besos
    ayez

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ni ye imaginas!! Pero bue, todas pasamos por eso alguna vez!

      Eliminar
  2. en estos dias que estan "todos" enloquecidos con las compras escolares, y que las clases arrancaron antes del cobro y que es todo caro y la mar en coche, yo no recuerdo en mis 7 años de primaria (1987/1993) haber comprado JAMAS set de cosas nuevas cada año. Yo cuidaba mis útiles y los volví a usar al año siguiente, misma cartuchera, mismas lapiceras. Hasta el mismo repuesto Rivadavia, que me había sobrado un poquito y como mucho había que comprar otro en abril para reforzar. la carpeta la forraba con algun papel o tela nueva + el nylon protector y seguía su curso. Lo unico que compraba nuevo era el cuaderno de comunicaciones y, cuando ya no me entraba mas, el guardapolvo. Y el manual escolar o los libros, que cuando se conseguían, los comprábamos usados. Y nada más. No era un trauma la vuelta al colegio, al contrario, yo volvía contenta y todo! y mis papas tranquilos. No recuerdo que mis compañeros hayan sido de los que estrenaban utiles cada marzo. Algun revoltoso que destrozaba todo o lo perdía tal vez pero se vivía diferente el comienzo de clases. No sé en que momento se despelotó todo al punto de enloquecer a las familias completas.

    Imagino que tener 3 hijas en vez de una y tener la escuela lejos en vez de a 5 cuadras no es lo mismo, que eso complica las cosas, pero no tengo registro de que mi educacion primaria y secundaria haya complicado la vida y las finanzas de mis padres :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lamentablemente eran otras épocas, pero no lo digo por el consumo desenfrenado, porque eso no rige en esta casa, si no porque ahora la mayoría de las cosas que venden están fabricadas para no durar.Todo se rompe. Y por eso a veces no te queda otra que caer en el juego del consumo.

      Eliminar
  3. Siento ese mismo agobio. Te entiendo. Mi nena entra al jardín a las 8 de la mañana. Porqué tan temprano ministerio de Educación de la provincia de Buenos Aires??? Y me quedé con ganas de más verano, calorcito y nada de rutina. Beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que tiene de bueno madrugar es el resto del dia libre. A mi se me hace más rendidor asi. Pero cada uno tiene sus ritmos.

      Eliminar
  4. El tiempo pasa lento cuando uno es niño o adolescente, después te das cuenta que muchas de las frases hechas que te dicen entonces, son la cruda realidad. Y supongo que teniendo hijos, todo eso debe ser mucho mas evidente. Igual, la sensación de 'ayer fue diciembre, hoy es marzo' nos pasa a todos los mayores de 25. La vida misma!!!
    Bien ahí las niñas reciclando útiles del año pasado!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La vida misma...asi es!! Hay que respirar más lentamente..!!

      Eliminar
  5. A mí me dan ganas de comprar alguna cosa "bonita" de librería para la escuela de mis hijos pero a los varones o no les importa o la pierden enseguida. Y a mi hija que arranca 5to año no le llaman la atención...
    Lo que nunca entendí es porqué tan temprano en invierno, cuando a las 7 AM todavía es de noche. Beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me dan ganas, pero no puedo. Entonces aprendimos a arreglarnoslas de otras maneras, y no es tan terrible. Me parece igual que el secreto consiste en ser moderado y equilibrado. Es raro ir de noche al cole, no? ajja!! Pero después te queda todo el día por delante!

      Eliminar
  6. Eso de que el tiempo vuela lo siento cada vez más, y coincido con lo que dicen algunas más grandes somos más rápido me parece que pasa todo!
    El colegio y los útiles, se podría escribir más de un libro al respecto, siempre encaro esos temas de forma distinta, ponele: el año pasado compramos mochilas, hasta que no den más no compro nuevas, y no me importa que hija empiece 1° grado, tiene una re-linda que compramos el año pasado, la lavé y listo.
    Y las listas, prefiero tener idea de cuantos cuadernos, carpetas, mapas, blocks, van a usar en el año, y prefiero organizar en el colegio la venta de útiles, comprar mayorista, y ya sé que estoy loca, pero me encanta!
    Besos Lu!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, yo te entiendo Marita, es lindo!! es como llenar las alacenas para el largo invierno, es sentir abundancia...jajaj!! Pero bueno, a veces se puede, otras no...hay que fluir!!

      Eliminar
  7. Lejos están para mí esos recuerdos! También con tres recorridos se me hizo muuuuy difícil , pero como tú , tampoco compraba por comprar , y se acostumbraron! Y siiiii ! se fué el verano! acá tuvimos calor calor hasta la primer semana de febrero , que largo se nos vá a hacer el otoño e invierno! Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Habrá que llenarlo de tejidos, mates, fuegos....

      Eliminar
  8. coincido con vos Lucia en las compras innecesarias.Yo lo planteo asi ante mis hijas: reciclemos.La menor lo entendió y recicló casi todo.La mayor,ya no...y en parte esa cosa de los compañeros que traen todo nuevo,de ver qué se compró cada uno,etc.Yo no lo comparto para nada,pero es ir contra la corriente en este planeta.Voy en mucho contra la corriente,a veces me va bien,a veces no tanto.Igual sigo pensando en que es mi punto de vista de la vida y habrá otros miles más...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fluir, proponer, escuchar...a mi todo esto me da esas enseñanzas...Besos!

      Eliminar
  9. A mi me pasa lo mismo, este año estuve mas negada que nunca a comenzar con la rutina pre escolar, de compras y demas cosas. Estoy viviendo la experiencia de llevar a una hija a colegio privado en 5to grado y comenzar sala de 3 con la otra en escuela pública, y la verdad que es mucho mas facil todo en la pública, me hace acordar mucho a mis años de primaria en la escuela del barrio !!!! Hay mcuhas cosas con las que no estoy de acuerdo en la privada, pero reconozco que en el conurbano bonaerense es prácticamente imposible mandar a un primario y ni hablar secundario!! a un colegio público a los chicos, el jardin es distinto, no hay diferencia casi, solo e la pila de boludeces innecesarias que te piden en el privado aparte de la cuota mensual que te cobran !!!! En la pública se arreglan con mucho menos y las seños le ponen el cuerpo y arreglan con tanto amor las salas, por lo menos en el que va Lola es así, asique estoy muy contenta de haber decidido no tirar la plata por lo menos estos años de jardín en un privado y mandarla al público que ademas me queda al lado de mi casa !!!!
    BUen comienso de año escolar para las chicas !!!
    Besotes
    Ale

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cole de mis hijas es un mix. Es privado en teoría pero es el típico cole de monjas de pueblo, con cuota super económica porque esta subvencionado, entonces van toda clase de chicos, lo cual me parece lo mejor de todo. Pero en cuanto a pedir cosas, libros, mapas y demases son mandados a hacer!!!

      Eliminar
  10. Yo me propuse para este año invitar a la señora Austeridad a entrar a mi vida. Veremos si se queda. Que nos sea leve los mil años de escolaridad de nuestros respectivos hijos!!! abrazooooo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida esa vieja nueva amiga!!! Invitemosla todas!!!!! Besos Chinitus!!!!

      Eliminar
  11. Todavía no tengo niña en edad escolar pero sí en el jardín, donde los materiales hay que llevarlos. Por suerte nos ponemos de acuerdo entre todos y compramos en un mayorista. Pero me dejás pensando con lo que decís. Creo que últimamente el consumo al extremo a veces se apodera de las mamás y perdemos el norte...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que el consumo empieza por las mamas...los chicos creo que poseen una capacidad increíble de jugar y divertirse con muy poco, con algo que surja de su creatividad, con algo compartido..Estoy segura de que el embrollo lo hacemos nosotras!

      Eliminar
  12. HOLA... si bien coincido en muchas de las cosas que contas,me hizo mas ruido eso de .."alguna manera caí en la misma trampa. La sensación predominante es que el colegio de mis hijas rige toda nuestra vida. Y no podemos salirnos del girar de esa rueda. Por ahora..."
    Es tan cierto, yo personalmente senti que se me acababa la LIBERTAD de noche quedandonos viendo una peli mas tarde... charlando un rato mas tirados en la cama. Si bien mi marido y yo volvimos a la rutina del trabajo, el cole no rige todo....
    En la reunión de padres una semana antes de comenzar las clases escuchaba a las madres felices de que comenzaran las clases... Por DIOS....!!! Y de hecho senti..uy voy a contramano... `porque nosostros disfrutamos de esa libertad de vacaciones de año lectivo...
    De todos modos cada palabra esbosada con el tu teclado hace que me sienta identificada... Vivimos un poco lejos..pero me sale naturalmente decir TOMAMOS UNOS MATES... JAJAJA.. cariños PATRICIA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también disfruto mucho de tenerlas en casa, libres de horarios y tareas. Agradezco mucho ese sentimiento.

      Eliminar
  13. Si... es una loca vorágine! yo no tengo aún chicos para que vurlvan al cole... pero la que vuelve soy yo!. Luego da casi un mes de tomar examenes y reuniones, ahora si empieza la cosa en serio! el desfío es inventarse el propio paraiso en medio del torbellino, y, por lo que te conzco a traves de este espacio, se que sabes hacerlo!! besos!!

    ResponderEliminar
  14. Hola! Recién te conozco gracias a Caro y a Mots, tengo 3 niños en edad escolar y yo siento lo mismo, esa ambigüedad de que de afuera te incitan al consumo y yo en casa les bajo línea de que tienen que conformarse y sentirse felices con lo que ya tienen... y me rehuso firmemente a descartar las cosas que aún son útiles sólo porque ya no están en la cresta de la ola...
    Me quedo conociéndote más.
    Un beso,
    Lauren

    currumichuti.blogspot.com (por si te querés dar una vuelta por mi blog)

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails