No traigo un Yo de repuesto ni Recetas Salvavidas /Solo un Crónico lanzarme al Vacío

lunes, 20 de enero de 2014

Tirarme de cabeza

Anoche me hice un favorazo y me dejé lavadito el mate. Esta mañana me lo encontré en el escurridor bien limpito y reluciente y sin ese olor a yerba del día anterior que juntan los mates sin lavar. Un detalle, pero me lo agradecí a morir y me lo sigo agradeciendo ahora que lo tengo recién cebado al lado mio.
Ultimamente es tanto el cansancio que ni eso puedo hacer.
Si hablar de plata, o de su falta, es feito, hablar de cansancios ya me cansó. Y también se está tornando feo.
Muchas veces abro blogger y me lo quedo mirando un rato largo hasta que finalmente opto por no escribir nada que ni yo misma querría leer.
Porque cuando escribo que los manteles blancos, y el agua con jabón de las plantas, y las lechugas, me hicieron el día, es cierto. Es un instante en que así lo siento de verdad y no saben cuanto agradezco esos instantes. Pero lamentablemente están rodeados de otros miles de instantes de agotamiento extremo y de tener que seguir igual sin poder ver la salida, si es que la hay.
La semana pasada mi cuerpo volvió a decir basta y terminé con un miorrelajante que me transportó a flotar por las nubes durante 24hs (cómo se nota que nunca tomo nada!) para después volver a mi realidad otra vez.
Acá estoy.
Terminé las mantitas. Tejí seis y tres cuartos, todas de dos metros por uno, y cuando terminé me puse a tejer agarraderas porque la inercia de las manos fue más grande que el cansancio de mis hombros. Y porque otras cosas también. Porque enero se va y hay que aprovechar, porque la necesidad, porque ésto y porque lo otro. Porque agobia y pesa y porque instante de alegría cuando se venden y bla bla bla.
Y en realidad yo quería contar de tirarse a la pileta.
De literal y metafórico. De salir de la zona de confort con el cuerpo y después con la acción.
De hacer cosas que nos incomoden un poco, o mejor mucho. De sacudirse. Y así, ensancharse.
Mi metáfora empezó muy literalmente hace unos días; no sé ni que día es hoy asi no me pidan exactitudes por favor.
Era el atardecer de uno de esos días de calor agobiante de antes de la tormenta y él estaba por pasar el limpiafondos por la pileta. Se me ocurrió en ese preciso momento, que nunca me había tirado de cabeza. Nunca fui a clases de natación. Aprendí a nadar sola y sin estilo definido en el Nautico de Olivos, porque amo el agua y siempre fue evidente que el medio acuático me era más natural que cualquier otro. Pero me quedé sin esos detalles tipo mortal para atrás, pecho, mariposa y demases que, por otro lado, nunca me fueron necesarios para sumergirme en la vida de manera totalmente normal.
La cosa es que ahora, con cuarenta y dos años me intrigó de pronto la idea de probar.
Me acerqué al borde de la pileta, me incliné, extendí los brazos...y sentí la enorme, con mayúsculas, sensación de NI EN PEDO! Abismo. Abismo total. Precipicio. Me caigo y me estrello contra la nada.
No me acordaba de lo irracional que podía llegar a ser a veces.
Después de diez minutos y ante la impaciencia de él, no sé cómo logré tirarme con un panzazo tal que debo haber vaciado media pileta. Igual las carcajadas valieron mucho la pena.
Probé tres veces más con resultados parecidos. Y chau.
Claramente no era el resultado lo que estaba buscando si no la experiencia. Qué se sentía. Desafiarme. Tirarme a la pileta. Literal.
Unos días más tarde llamaron para ver si Anita podía trabajar de moza en una cena show en un hotel de acá cerca y cómo ella ya tenía compromiso, me ofrecí yo.
No fue un impulso. Digamos que sabía que existía la posibilidad de que la llamaran, y sabía que ella no iba a poder. Lo venía rumiando. Podría haber contestado simplemente, no, Anita no puede, y listo. Pero era, no digo una amiga, porque la conozco hace poco, pero una persona super buena y con la que trato por otras cuestiones y tenemos una linda relación, y no quería dejarla en banda,  y también, por qué no, otro desafío. Ser moza siempre me encantó, va con mi personalidad canceriana de atender, servir, preparar el lugar para recibir, etc. Pero hace veinte años que no lo hacía, y me daba como bastante nervio. Mucho nervio. Pero sacudirme era el tema asi que fui igual. Y no pasó nada. No me estrellé con ningún fondo. No me hundí, no me ahogué. Hice mi trabajo y me volví a mi casa cansada y feliz.
Claramente, acá tampoco era el resultado lo que estaba buscando. Aunque no voy a negar que necesitaba el dinero, sé que lo que me llevó a encontrarme con esa experiencia fue la posibilidad de explorarme y de conocer otras regiones mías que no puedo conocer si no me muevo.
Acá estoy.
Literal y metafórica.
Y me muevo. Pero para donde yo quiero.
Contra la corriente.
Soy un salmón.





Pin It

44 comentarios:

  1. Lamento que las circunstancias de la vida, no te permitan bajar un cambio. A veces nos pasa. Es agotador estar cansado y decirlo todo el tiempo, no? Me gusta eso de salir de la zona de confort de vez en cuenado, o hacer algo nuevo, como tirarte de cabeza, hacer de moza o aprender a manejar. Me dejó pensando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Manejar sería directamente tomarme un cohete espacial hacia el centro de la zona de no confort....igual jamás digo nunca.

      Eliminar
    2. Me morí con tu relato!
      Y te digo... Me dan unas ganas dectirarme de cabeza...y lo de manejar: lo vengo rumiando como decís vos! Sería un gran lanzamiento al mismísimo espacio!! Ahhhhhh

      Eliminar
    3. Marce no manejás? me caigo de re culo en vez de cabeza!!! Me siento un poco más acompañada en mis incapacidades, ponele,también!!!!

      Eliminar
    4. Cuando estaba casada nunca me "animé" a aprender a manejar, después me separé, y me quedé sin auto! Te mando un beso!!

      Eliminar
    5. Convengamos en que tampoco es una obligación! Yo no dispongo de auto, porque él lo usa casi hasta para dormir. O sea que en este momento no me sería de mayor utilidad manejar. Manejé igual, un par de cuadras sola, llevando las chicas, varias veces, ajaj, nunca logré marcha atrás igual...bueo, nada...veremos!!!

      Eliminar
    6. Chicas, yo manejo, pero igual me da miedito todavia las autopistas y la ruta. Y confieso... tampoco sé tirarme de cabeza!

      Eliminar
  2. me gustó eso de moverse,de salir de las zonas de confort,eso entendí yo...ojo!!!.Te cuento,en febrero,creo el 3 hay una fiesta muy linda en el cerro colorado,por ahí pueden darse una vuelta como la otra vez,y cambias de zona sin irte muy lejos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. entendiste muy bien! Que tentación Cerro Colorado...pasa que nunca pudimos arreglar del todo el auto desde que se rompió en pascua y fuimos justo para alla....veremos veremos...contame más de la fiesta por las dudas!!

      Eliminar
  3. No sé si era tu intención, pero ir leyendo y en medio de toda tu explicación, largar una tremenda carcajada, fue liberador! Lo de la pileta fue genial! Me ha pasado y últimamente bastante seguido, porque me propuse después de los 50 a probar cosas antes de que se me haga imposible. Y hay algunas cosas que quedaran en mi lista de misterios porque NI EN PEDO las hago, jajajajajaja!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja, bueno, una no puede hacer TODO en una sola vida, pero podemos ir probando lo que más nos desafíe!!!!! Besos!!!

      Eliminar
  4. Lavada de mate, literal y metafórico. Bien ahí!!! Hay que hacer esas cosas chiquitas o grandes, sin dejar que la inercia nos frene, no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ajaajaj tal cual! no me había dado cuenta! Besos!!

      Eliminar
    2. es genia la geminiana. y la canceriana también.

      Eliminar
  5. Simplemente inspirador... gracias por compartir tus pensamientos y experiencias! creo que la edad nos va poniendo a muchas en plan de probar y de tomar valor... algo para lo que quiero tener mucho valor y animarme es a hacer el curso completo de manejo y manejar! tomé unas pocas clases el año pasado y me sentí tan bien después del primer día... pero necesito +... también en otros ámbitos y este es un tema muy presente en este nuevo año para mí: animarme a más y hacerlo realidad, no sólo pensarlo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Manejar se está convirtiendo en todo un temita, veo...Somos varias, muchas...Me alegro de que te hayas animado un poco, ahora te falta menos! Besos!!!

      Eliminar
  6. Tomar carrera y tirarse de cabeza cada tanto, romper con la sensación de rutina... Está buenísimo cambiar dos o tres cositas por aquí y por allá y sentirnos mejor como resultado. Un abrazote Maga!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Casi que debería ser un ejercicio diario...!!! Besos!

      Eliminar
  7. Sabes algo ? no queda feo que digas que estas cansada o haciendo malabares para llevar adelante el dia a dia ( como nos pasa a varios ) , al contrario , siempre en tu relato se vislumbra mucho amor , dedicación y fortaleza , y eso es lo único que vale la pena . Fuerza y exitos cada vez que decidas tirarte a la pileta . Un abrazo . Natalia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Natalia! Lo mismo para vos! Besos!!

      Eliminar
  8. Yo tampoco manejo!!! Es el gran desafío de este año, lo siento como sencillamente imposible para mi, pero no puede ser !! Aprenderé , pondré toda mi energía en ello, me animé a tener dos hijos, cómo no voy a aprender a manejar, no puede ser tan complejo... Mmmbueno ya veré.
    Me encanta leerte :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy de la teoría que si sabes usar el mouse sabes manejar! Casi que manejar puede ser más fácil!!! Pero no practico mis teorías todavía se ve!!! ajaj! Mucha suerte con eso!!!!!!

      Eliminar
  9. Eres un salmón y una persona increíble! Siempre, siempre, aún en las situaciones más complicadas encuentras energía y una pizca de alegría. Eres un ejemplo absoluto de cómo vivir pese a todo. Y te agradezco tanto lo que compartes...un abrazo, Lucía!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Rosa, no sé si un ejemplo, pero juro que trato de buscar el lado bueno, porque si no...
      Muchos besos!!!!!

      Eliminar
  10. Leo esto y en algunas cosas me identifico claramente. Esa necesidad de tirarse de cabeza... de intentar seguir remando a pesar del cansancio.
    Sos grosa.
    tenes una polenta envidiable.

    me encanta leerte Lu!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mirá quien habla de polenta...!!!! A veces me siento más arroz hervido, pero bue...Gracias Dani!!! Besos!!!!!!

      Eliminar
  11. Hey! que? no estamos todos viviendo el día a día? que no me digan que no... o que me lo digan poeticamente o me lo dejen entrever, si quieren. Pero a mi me engancha mas que lo digan, como vos, y punto. Es para mi la via directa para profundizar en alguien, o en todos (si se pudiera) y desarrollar la "olvidada? poco practicada? fuera de moda?" empatia.
    Y otra cosita, a ver que te parece... a veces las corrientes cambian de dirección, no? porque depende que brazo del rio, a mi me da esa sensacion. Besotes Maga!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que liiiiindaaaa imagen!! Claro que cambian de dirección!!! A fluir no más!!!! Besos!!

      Eliminar
  12. Me gusta tanto leerte!! como contas las cosas tenes un estilo tan personal!!! cariños desde Tucumán pd: admiro todo lo que haces, el pan las mantitas las cosechas de tus verduras!

    ResponderEliminar
  13. a veces la vida te pone a prueba ,a veces parecen insalvables ,pero es necesario el cambio aunque el miedo quiera paralizarnos,este año es para mi un borrador que me da la excusa perfecta para animarme a hacer lo que antes no pude(manejar es una de ellasjeje)el año pasado la vida me golpeo duro con un diagnostico de cancer de mama,si pude con eso chicas el resto vendra por añadidura!que sea un hermoso año para todas!y adelante!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con esa fuerza no te para nadie! Ojalá todas nos animemos a enfrentar nuestros desafíos personales! Besos!!

      Eliminar
  14. me encanta leerte en lo real y en lo metafórico me encanto eso "De sacudirse. Y así, ensancharse". sacurdirse y ensancharse. Creo que en los últimos años sólo ensanché mis caderas y no mucho más....
    Admiro que puedas tejer tanto... Ayer estaba tratando de terminar las fundas de unos banquitos y me acordaba de vos. Y pensaba cómo podías tejer tanto!
    Ojalá afloje un poco el cansancio...Pudiste arreglar el lavarropas????
    Beso grande
    PD: cada vez que vengo por acá vuelvo a leer lo de La Mujer de albahaca, no podría ser más bello!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No arreglé el lavarropas y también ensanché mis caderas, que me sirven para cargar la palangana llena de ropa!!!
      tejer me cansa pero me gusta, y además es uno de mis trabajos, asi que aprovecho! Besos!!!!

      Eliminar
  15. Bien por los panzazos, por animarse, por sacudirse la rutina...mi abuela que era muuuuuy sabia decia: nunca es tarde cuando la dicha es buena! Y con eso aprendi a andar en bici a los 47 ...sabes quien me sostenia la bicicleta? Mi hijo mayor! La gloria, la sensacion que senti cuando finalmente sali pedaleando...no hay palabras!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que genia!!!! Que linda circularidad de vida!!!!! Te re aplaudo!!!!!!!!

      Eliminar
  16. Sos tan linda!! Me encanta leerte!!! Yo ando en eso también, soy tan miedosa! Aprendí a manejar cuando nació Facu, mi hijo menor pero siempre pensé que nunca iba a poder aprender!! Beso grande!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bueno que pudisteee!!!!! Ninca hay que pensar que nunca...ajjaja!!! Te felicito!!!

      Eliminar
  17. que manera de escribir, describir y transportarme tenes si hasta el panzazo sentí!!!
    jajajajajajaa, gracias, porque siempre me dejas pensando.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ajja, bueno, espero que pienses cosas lindas!!!!!!! Besos!!!

      Eliminar
  18. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  19. ¡Oh! Llevo el nombre de tu blog. Te vengo leyendo hace algunos meses y nunca dejé un mensajito hasta que hoy volví a leer este post y me pregunté: ¿cómo llegué a tu blog? Y además recordé que mirando tus fotos de las sierras recuperé la inspiración y escribí algo para vos. Para vos o para los hilos que tejieron los caminos para que yo llegue a leerte :) http://www.caminomundos.com/las-frutas-de-verano/

    Y también, una musiquita para acompañar esos momentos en que nos tiramos a la pileta: http://www.youtube.com/watch?v=GtdKQwQ3roc

    Con amor,

    Maga

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails